Aumento del pan: el trigo solo explica el 13% del precio

El próximo fin de semana, habrá un aumento del pan de entre 8% y 13% según indicaron desde la Federación Industrial Panaderil Bonaerense. El incremento se debe a la fuerte alza en los costos, sobre todo de la materia prima.

Según la entidad, el kilo de pan pasará de $150 a $170 en los próximos días, valor que tendrá alcances diferenciales en distintas provincias. Este nuevo incremento en un producto fundamental de la canasta básica ya trajo versiones de intervención desde el Gobierno.

Es que algunas fuentes consultadas aseguran que desde el Estado “analizan el regreso de fideicomisos para los aceites y las harinas. Sin Junta de Granos o Carnes, habría compensaciones para los productores”. Sin embargo está muy lejos de confirmarse por ahora.

Lo cierto, es que las panaderías se aprestan a cambiar el cartel, esperando la reacción de los consumidores quienes sufrirán un nuevo escollo de la inflación recurrente. “Hay gran preocupación en el sector, debido a que recibe las materias primas con desmedidos aumentos”, sostienen los panaderos.

La formación del precio
De acuerdo con un informe de la Fundación FADA, el consumidor paga un promedio de $135 por kilo de pan. En ese precio, el trigo representa $17 (13%) el molino $7 (5%), la panadería $82 (60%) y los impuestos $29 (22%).

 

Al analizar el precio del pan según qué lo compone, se detecta que el 67% son costos, 22% impuestos y 11% ganancias. De los impuestos, el 75% son nacionales, 22% provinciales y 3% municipales. El Impuesto a las Ganancias y el IVA concentran el 68% de los impuestos pagados por la cadena.

En un kilo de pan, el productor vendió el trigo a $19. El molino lo compra e incluye sus propios costos ($7), impuestos ($0,86) y el margen neto ($0,02), y le vende la harina a $27 por kilo de pan a la panadería.

En este punto es donde se produce el mayor salto de la cadena al incorporar sus costos ($66), los impuestos que paga ($14) y lo que se obtiene por la actividad ($15), se llega a un precio del kilo de pan en mostrador de $122. Al sumar $13 del IVA llega finalmente al consumidor, en promedio, un kilo de pan a $135.

¿Por qué este salto en los precios?
La versión de FADA parece ser clara. Es que en las panaderías se combinan dos procesos: producción y comercialización. “Tiene un uso intensivo de mano de obra, costos de servicios y costos de alquiler”, mencionan desde la Fundación.

Adicionalmente, las escalas de producción a lo largo de las cadenas son distintas, mientras el trigo y harina se realizan a gran escala, en la panadería es a menor escala. De esta manera los costos unitarios son mayores.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *