200 AÑOS DE LA PULPERÍA EL BOSQUE

El intendente Alberto Gelené junto al presidente del Honorable Concejo Deliberante, Fabián Blanstein, concejales y funcionarios descubrieron una placa por los 200 años de la pulpería «El Bosque», junto a la familia Falasco-Fullone, que hoy habita el lugar, poniendo en valor el patrimonio cultural e histórico florense.

Fue en el marco de las actividades por el 165° aniversario de nuestra ciudad luego de un trabajo de investigación y puesta en valor por la Secretaría Municipal.

Además, el Concejo Deliberante entregó el decreto de interés legislativo a la familia impulsado por la concejala Luciana Plini.

En 1820 las carretas emprendían desde Buenos Aires los largos y dificultosos viajes hacia el sur en busca de los cueros y alimentos.

Y fue allí, en el denominado por entonces camino de las carretas, donde Ernesto Darrecoechea construyó el rancho de paja cosido a tiento sin clavadura alguna, que en 1840 se transformó en una construcción de ladrillo asentado en barro y tejas francesas traídas desde Saint Ettiene.

Por esos años, también se le añadió a la construcción de la hoy esquina de presidente Perón y Rivadavia, el edificio de la actual panadería, también antes que Las Flores naciera como ciudad.

Las expediciones carreteras solían desembocar en la pulpería rodeada por plantaciones de arbustos verdes que dieron origen a ese nombre hoy tan emblemático de nuestra comunidad.

La pulpería El Bosque y las fogatas que se observaban en las inmediaciones, cuando las carretas en rodeo quedaban apostadas por el lugar. De allí el nombre la “Tierra del Fuego”, esa nominación que por tantos años se escuchó decir en la ciudad antes que a la zona la ganara una mayor urbanización.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.